Busca en Adulto Mayor Pleno.

13 de julio de 2018

Mejora tus relaciones con la palabra escrita.

Mejora tus relaciones con la palabra escrita.


La tecnología nos acompaña todos los días, en nuestros bolsillos, bolsas, tenemos pantallas frente a nosotros de manera frecuente y a través de ellas nos comunicamos. Pero para los que vivimos la era antes de la computadora y los teléfonos celulares estábamos acostumbrados a otro tipo de comunicación: la poderosa  palabra escrita, aquella que se plasma en un papel y que refleja nuestra personalidad a través de nuestro puño y letra. Hoy platicamos de como esta herramienta nos puede ayudar a mejorar nuestras relaciones personales.  Tan olvidada que ahora, es estos tiempos, puede resultar refrescante escribir una misiva o recibir una. 


En diversos oportunidades, aquí en Adulto Mayor Pleno les hemos compartido actividades que están relacionadas con la literatura y la escritura, como lo son las convocatorias a concursos literarios, porque creemos que estas actividades permiten expresar ideas, pensamientos, emociones y sentimientos de tal forma que otras puedan verse reflejados en ellas. De hecho, participar en un concurso literario implica desarrollar una historia que pueda ser de interesante para quien la lee. Sin embargo, el poder de la letra escrita va mucho más allá de los que gustan de la literatura.

Si deseas conocer la historia de un adulto mayor que ya ganó un concurso literario, puedes leer: Ganador alienta la participación al X Concurso Nacional Literario "Memorias de El Viejo y La Mar" 2018.

En un época en que los mensajes instantáneos recibidos a través del teléfono celular son una constante, la palabra escrita puede tomar una relevancia primordial en nuestras vidas

¿Te acuerdas cuál fue el último mensaje que leíste o que te enviaron el día de "ayer" a través de alguna de tus redes sociales? No se vale revisar el celular. Acordémonos... yo la verdad, no me acuerdo. 

¿Puedes traer a tu memoria la última vez que ustedes escribieron una carta, un pequeño mensaje escrito de puño y letra dirigido a alguien a quien quieren? Seguro en sus rostros ya aparecieron sonrisas coquetas y caras de emoción al recordar ese pequeño escrito elaborado por ustedes. Quizá tu cara se ensombrezca al rememorar la tristeza que ese escrito refleja para tí. 

Finalmente, ¿Puedes recordar cuál fué la última carta o mensaje que alguien te escribió, un mensaje de puño y letra personalmente dirigido a tí? Para mí esa pregunta fue fácil, porque me sucedió hace unos días, escrita en crayón rojo de puñito y letrita de su creador, en una linda hoja en forma de corazón y muchas caritas felices.

¿Cuál es la diferencia entre la comunicación en un chat y la comunicación escrita, la carta, el mensajito en papel? La respuesta está en la forma que nuestro cerebro procesa estas formas de comunicación. El cerebro se ejercita más cuando se le pide que piense un mensaje, lo repase para ver si comunica lo que deseamos expresar y una vez que lo tenemos, poder plasmarlo en un papel, mover nuestros músculos de la mano y ponerlo por escrito. Nuestro cerebro trabaja mucho más cuando ponemos nuestras ideas en papel y tiende a recordarlas mucho mejor (por eso se crearon las listas del súper).

En cuanto a emociones se refiere,  es posible expresar sentimientos más complejos a través de una carta, aunque también es posible demostrar emociones sencillas y profundas a través de un pequeño mensaje escrito en un pequeño pedazo de papel.  Esta técnica funciona para mejorar nuestras relaciones  personales porque nos permite expresarnos con alguien que puede no estar en el mismo canal de emociones que nosotros.

Imagina que te peleaste con tu hija(o), él o ella sigue muy enojado contigo, pero tú ya estás más tranquila(o) y quieres hacer la paz con tu hija(o). En este caso un pequeño mensaje escrito puede ayudar a expresar como te sientes (lo cual es tranquilizador para tí), pero si tu hijo no lee tu mensaje en ese momento lo puede hacer en algún instante de tranquilidad y darse cuenta de lo que sientes, generando empatía hacia tí.

A veces el receptor del mensaje lo recibe una vez, dos o más veces, en cada vez que relee una carta o un mensaje queda más fija la intención del mensaje (y el sentimiento) en el cerebro de quien lo recibe. Además, ese mensaje y la emoción que conlleva puede quedar en el papel por mucho tiempo.

Cierto es también que es posible realizar misivas a través de la escritura en computadora, lo cual también es muy útil, pero nuestro cerebro recuerda mucho mejor lo que escribimos cuando usamos papel y lápiz.

Es una realidad que para muchos adultos mayores, el teléfono celular se ha convertido en un compañero ante la soledad que varios tienen que enfrentar. Más aún, se ha convertido en un medio de comunicación indispensable para mantener el contacto con familia y amigos que se encuentran en la lejanía del mundo, pero que deseamos tener cerca. 

Pero hay que dar un paso más y utilizar nuestra escritura como un medio de comunicación más profundo y que refleje mejor la manera en que nos sentimos. Permitamos a nuestro cerebro ejercitarse y ayudarnos a recordar nuestras emociones. Y que por supuesto, que este ejercicio nos permita establecer mejores lazos de comunicación con quienes amamos y con quienes nos aman.  

Aquí te dejo otro artículo que puede interesarte:
Puedes estar al tanto de las nuevas publicaciones de ADULTO MAYOR PLENO, gratuita y directamente en tu correo electrónico:

No hay comentarios. :

Otros artículos que pueden ser de tu interés: